Un camino en el bosque

COMPARTIR 0 TWITTEAR

A quien no le gustan esos paseos por el bosque un buen día de verano y otoño, con sus hojas marrones, verdes y amarillas. Muchos de esos paseos se acaban convirtiendo en observar el cielo y la altura de los arboles predispuestos por el bosque o parque. Para ello, se ha construido este impresionante paseo, el cual hará las delicias de los que quieran pasear entre los arboles, asomandose a cotas mas altas.

Paseo por el bosque

A quien no le gustan esos paseos por el bosque un buen día de verano y otoño, con sus hojas marrones, verdes y amarillas. Muchos de esos paseos se acaban convirtiendo en una observación del cielo y de la altura de los arboles predispuestos por el bosque o el parque. Para ello, se ha construido este impresionante paseo, el cual hará las delicias de los que quieran pasear entre los arboles, asomandose a cotas mas altas.

Esto no es un camino común en el bosque. En el 2011 en la Capital Europea de la Cultura de Tallin y con la colaboración de LIFT11, un festival que presentó once instalaciones urbanas con sede en Japón, el arquitecto Tetsuo Kondo fue formalmente invitado a compartir sus innovadores diseños en el Kadriorg Park de Tallin, la capital de Estonia. El diseñador urbano construyó un sistema estructural titulado Un camino en el bosque, cuya construcción tuvo lugar entre mayo y octubre de 2011.

Paseo lejos del suelo

Manteniendo la integridad natural de la selva, Tetsuo incorpora un diseño urbano que cuenta con un 95 metros de pasarela suspendida en una espiral de acero. La instalación de la arquitectura moderna, empleada en esta construcción se incrustó alrededor de los árboles de larga vida, algunos de los cuales son 300 años de antigüedad. Durante unos meses, los visitantes pudieron disfrutar de la vía flotante, ya que soportó el cambio de estaciones y se animó como telón de fondo que floreció con el color en los meses otoñales. Caminando por la instalación, se podía apreciar el ambiente con una nueva perspectiva, estar cara a cara con las hojas de los árboles altos, en lugar de simplemente ver a la distancia desde abajo. La intención de Tetsuo con esta pieza no era para alterar o recrear el espacio, sino para mejorar la experiencia de uno con la naturaleza y mostrar la convivencia entre naturaleza y arquitectura.

Paseo por el bosque

Personalmente me encantan los paseos al aire libre, los cuales nos permiten desconectar del mundo diario del trabajo, familia y demás obligaciones e inquietudes para solo dejarte llevar por el sonido del viendo y la luz del sol. Con este moderno paseo, esa percepción se consigue a un mayor nivel, acercandose a los arboles, a sus hojas, a sus olores.

Este está en Estonia. ¡Buscad el vuestro!

Fuente | Tetsuo Kondo

Archivado en Arquitectura, Bosque
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (7)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion