Secretos revelados | Fotografiamos el muelle uno

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Han pasado muchos días, se diría que meses, desde la última vez que hablé de fotografía. Hoy vuelvo a la carga pero con un sistema diferente al que estabais acostumbrados. Desde hoy todos los lunes abriré este espacio en el que podréis ver una toma realizada por mí y sobre la que comentaremos técnica mientras que os cuento la historia de la fotografía. Quizás algún día reflexionemos sobre el futuro de la fotografía como ya hicimos en el pasado o sobre los fotógrafos actuales… Tenemos muchas posibilidades pero, por ahora, quedémonos en el muelle uno y en la fotografía que hice aquel día.

Tras mucho tiempo sin traer “fotografía” los lunes, ha llegado la hora de volver a hacerlo. La sección que inauguro cambia un poco con respecto a la anterior sección que teníamos en Xombit. A partir de hoy, todos los lunes habrá una fotografía de propia factura sobre la que comentaré diferentes aspectos relacionados con la técnica y el contexto en el que realicé la instantánea, de manera que cada toma tendrá su propia historia.

Para empezar quiero exponeros el equipo con el que suelo trabajar y sobre el que leeréis más de una vez seguro. Mi cámara es una Nikon D7000 y los objetivos que suelo utilizar son un 30mm. f 1.8, un 18-105 f 4-5.6 y un 50mm. f 1.8. Aunque muchos de vosotros ya sabréis lo que es el número f, creo que es mejor aclararlo por si acaso. El número f es la máxima apertura del diafragma que, cuanto más abierto (es decir, cuanto menor es el número) más luz tendremos en la toma. Cuando hablamos de que un objetivo tiene número f 1.8, por ejemplo, quiere decir que su máxima apertura posible es 1.8.

Aprovecho el momento y aclaro (para aquellos que no manejen aún el campo de la fotografía o necesiten que les refresque la memoria), que la exposición es el tiempo que estaremos captando la imagen, fraccionando siempre sobre un segundo de manera que salgan números como 1/15, 1/100 o 1. Este concepto es bastante simple una vez lo conocemos pero puede parecer complejo leído. Os explico, cuanto mayor sea el número de la fracción (por ejemplo 1/500), más rápida será la toma, y todo lo contrario, cuanto menor sea el número de la fracción (1/10). En algunos casos llegaremos a usar segundos completos, realizando una toma bastante lenta, aunque con esto podemos conseguir determinados efectos muy interesantes.

Toma realizada en el puerto de Málaga

La fotografía que hoy os traigo, después de todo el rollo que os he soltado antes, fue una de las primeras tomas que realicé con mi cámara. La hice durante una salida que hice con mi gran amigo y compañero Rafa, en el muelle uno, una especie de muelle comercial que tenemos en Málaga. Ese día estuvimos probando muchas cosas y Rafa me estuvo ayudando con mi nueva cámara. Fue un día bastante interesante y, aunque quedamos por la tarde, poco a poco se nos fue haciendo de noche. Cuando decidimos hacerle fotos a los barcos no me salía ninguna y, con la frustración, me giré hacia el paseo para ver qué sacaba. Encontré este encuadre y decidí inmortalizarlo.

La toma está realizada con el objetivo 30mm. f 1.8, precisamente, con ese 1.8 de diafragma que me permitía captar bastante luz y con un tiempo de exposición 1/10, demasiado lento para congelar a la persona que estaba caminando pero lo suficiente para que no me temblara el pulso retratando el fondo. El efecto que crea la persona caminando sobre el fondo quieto me resulta bastante satisfactorio y me sorprendió cuando pasé la fotografía a mi ordenador, me gusta esa sensación de movimiento y acción que imprime en la imagen. La ISO que utilicé fue 100 ya que quería ver hasta dónde llegaba el sensor de la cámara. La fotografía no está post-producida por lo que el color es natural.

El resultado final fue un plano general bastante curioso con las farolas y las palmeras formando una especie de líneas que nos guían a través de la imagen. La foto está un poco oscura pero crea un interesante contraste con las tiendas y el suelo iluminado por las faroles, obteniendo puntos de luz que nos atraen. De las más de 100 fotografías que hice ese día, esta es una de las pocas que realmente me gustan. Poco a poco voy mejorando y seguramente en futuros artículos veréis una evolución en la calidad, pero como dicen, los comienzos siempre son duros. Para cualquier duda de fotografía podéis comentar en el artículo o contactar conmigo por email. Por lo demás, hasta la semana que viene.

Archivado en Málaga, Nikon D7000, Secretos revelados
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (6)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

  • Laura dice:

    A mi la iluminación no me disguta, pero el encuadre no me acaba de convencer. Los ojos me dirigen hacia la diagonal y me hacen salir de la fotografia, fijándome sobretodo en la furgoneta de la izquierda. De la misma manera, creo que le falta cielo y le sobra suelo. Aunque no he estado en el lugar de la fotografia, yo talvez me hubiera desplazado un poco más a la izquierda, y más arriba. ¿Qué opinas?

    • Luis Villén dice:

      En ese lugar era difícil hacer lo que dices ya que desplazar a la izquierda implicaba ver agua y quitarle espacio a la persona. Subiendo además habría cortado al chico.

      De todas maneras es bueno que exista un poco de debate jajaja ya comentaremos en futuras entregas. 😛

Publica tu opinión usando tu cuenta de Facebook.

Otras webs de Difoosion