Lo mejor de la tecnología en 2014, y lo que no vale la pena ni mencionar

COMPARTIR 0 TWITTEAR

¡Se acaba el año, y es el momento de echar una ojeada a los mejores dispositivos tecnológicos del 2014! Sólo tocaremos cuatro categorías (smartphone, tablet, portátil y ordenador de sobremesa), pero explicaremos un poco qué motiva cada decisión. Respecto a las peores opciones, no mencionaremos ninguna concreta, sino que señalaremos aquellas categorías tan flojas que ninguna propuesta ha destacado.

Sin duda, este tipo de listas generan polémica, así que aclararé que se trata sólo de mi opinión. Si no estás de acuerdo, ¡tienes los comentarios disponibles para rebatirme! Así que, sin más preámbulos, esto es lo mejor de 2014:

Samsung Galaxy Note 4

Samsung Galaxy Note 4

La verdad es que el Samsung Galaxy Note 4 no ha sido un producto para nada revolucionario, y por eso estuve a punto de señalar al iPhone 6 como smartphone del año, tanto por su nuevo tamaño como por los avances de iOS 8, su sistema operativo.

Pero el Samsung Galaxy Note 4 no nos propone nada nuevo porque la fórmula ya estaba depurada: pantalla enorme, Android y la calidad que sabe darnos Samsung (cuando quiere). Obviamente, no todo el mundo desea un terminal tan grande pero, mirando a mi alrededor, a veces pienso que soy el único que aún se conforma con cinco pulgadas.

En cualquier caso, el Samsung Galaxy Note 4 tiene una pantalla de 5,7 pulgadas muy nítida y con buenos colores, su cámara no está nada mal y ofrece una gran duración de la batería. La calidad de los acabados también es elevada, y mueve Android con fluidez. Precisamente es el sistema operativo lo que me hace no escoger el iPhone 6 como ganador: Android puede resultar menos fluido y tener aplicaciones algo inferiores, pero permite una libertad que muchos usuarios consideran clave.

Si hubiera que dar una mención de honor, la entregaría al Motorola Moto X (2014), una buena opción para quien desee un móvil algo más pequeño. Tiene ciertos fallos, pero es lo más parecido que hemos tenido este año a un Nexus… porque el Google Nexus 6 ha sido un desastre.

iPad Air 2

iPad Air 2

La verdad es que, como en el caso del Samsung Galaxy Note 4, no se trata de un producto especialmente revolucionario… excepto por iOS 8, que sí que marca una diferencia importante, y que hace que el iPad pueda servir para tareas de productividad por primera vez.

De todas formas, el iPad Air 2 perfecciona una receta que ya funcionaba muy bien: es más delgado, tiene mejor cámara, ofrece mayor potencia. A eso le debemos sumar que ya era un producto interesante, con una buena autonomía, un pantalla destacada y muchas apps de calidad adaptadas para tablets.

Al final, los iPad son las mejores tablets no sólo por sus propios méritos, sino porque no disponemos buenas alternativas: puede que Android ofrezca más versatilidad, pero cuenta con pocas apps adaptadas para ese tamaño de pantalla. Que son incluso menos en el caso de Windows 8.1, una opción que de otra manera resultaría muy interesante.

Microsoft Surface Pro 3

Microsoft Surface Pro 3

Mientras que en los dos primeros apartados hemos destacado dispositivos que perfeccionan conceptos ya maduros, en el caso de la Microsoft Surface Pro 3 premiamos el riesgo de Microsoft al crear una nueva clase de producto, que se adapta a la perfección a Windows 8.1. Estamos ante un híbrido entre tablet y portátil (de 12 pulgadas) que resulta ligero y compacto, sin que ello le haga sacrificar demasiado en potencia. La pantalla es muy buena, disponemos de un cómodo puerto USB y el teclado no está nada mal, aunque no me parece idóneo para quien introduzca mucho texto.

La Microsoft Surface Pro 3 combina con acierto la faceta de tablet (aunque no será la que más usemos) con la de portátil. Tal vez haya portátiles más tradicionales que la dejen atrás, y está claro que no es un producto para todos (¿cuál lo es?), pero yo creo que esta propuesta tan valiente (aunque basada en las anteriores Surface) merece sin duda ser reconocida como el mejor portátil del año. Porque lo cierto es que la fórmula ha funcionado bastante bien, y muchas marcas van a seguir el camino que ha marcado.

iMac con pantalla Retina 5K

iMac con pantalla Retina 5K

Es difícil señalar un ordenador de sobremesa concreto como el mejor del año, y considero muy posible que ni mencionáramos esta categoría si no fuera por el lanzamiento de este producto tan icónico: el iMac con pantalla Retina 5K tiene una impresionante pantalla de alta densidad de píxeles, es potente tanto en gráfica como en procesador y ofrece un diseño verdaderamente espectacular. Se trata de un dispositivo al que es muy fácil poner la etiqueta de “mejor del año”, pero pocas personas realmente se pueden gastar 2.600 euros en un ordenador de sobremesa.

De todas formas, no sería justo dejar de reconocer que el iMac con pantalla Retina 5K sufre fallos muy graves: su diseño tan estilizado es bonito, pero un mayor grosor se podría aprovechar para poner mejores altavoces, más discos duros o hacer los componentes reemplazables. Y realmente (aunque esto no es exactamente un fallo), son pocos los usuarios que tendrán necesidad de una máquina tan potente.

Los que faltan

Esta lista está muy incompleta, lo sé. Algunos dispositivos los he dejado de lado de forma voluntaria (no veo claro qué elegir un mejor televisor del año vaya a hacer que mucha gente se decida por él), pero otros es que no merecen ni aparecer en la selección. La verdad, considero que sería deshonesto si indicara que un aparato es el mejor del año cuando realmente ni me lo compraría ni se lo podría aconsejar a casi nadie con sinceridad. Esta es la “galería de la vergüenza”:

Smartwatches

Smartwatch con Android Wear Motorola Moto 360

Sí, han sido los dispositivos de moda este año, pero están muy verdes. Los sistemas operativos han avanzado poco, la batería apenas dura un día, algunos diseños son aceptables y otros dejan bastante que desear… Dado que nos encontramos con aparatos con una utilidad limitada y bastante caros, ahora mismo los veo más como accesorios de moda que como gadgets que valga la pena comprar. Sí, hay unos mejores que otros, pero creo que tendremos que esperar a 2015 para descubrir uno que podamos recomendar.

Consolas

Imagen de la PlayStation 4

La verdad es que ya vimos que el catálogo de la Nintendo Wii U la estaba empezando a hacer interesante pero, entre que es aún escaso, la consola tiene poca potencia y su futuro no está del todo claro, no creo que podamos considerarla la consola del año. PlayStation 4 y Xbox One han pasado este 2014 en blanco, sin apenas juegos de interés, y manteniendo los mismos precios del lanzamiento. En estas condiciones, yo creo que lo mejor es declarar el galardón desierto. Si, tendremos que comprar algo si queremos jugar a títulos modernos, pero la idea de un PC gamer cada vez suena más seductora…

Esto es, en mi opinión lo mejor y lo peor del 2014. Ha sido un año en el que tampoco hubo revoluciones tecnológicas, y muchas mejoras vinieron del lado del software. Android 5.0 Lollipop representa un claro paso delante en cuanto a diseño visual, pero iOS 8 aportó funcionalidades muy solicitadas, por lo que fue un avance más grande… dado que estaba más atrás. Por supuesto, es sólo mi opinión, y los comentarios están a tu disposición para indicar tus dispositivos favoritos.

¿Qué opinas de esta lista? ¿Estás de acuerdo con la selección, o hubieras escogido otros aparatos distintos?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (11)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Publica tu opinión usando tu cuenta de Facebook.

Otras webs de Difoosion