Nintendo 3DS, ¿ha llegado el momento de su sucesora?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

New Nintendo 3DS XL

Todos los rumores apuntan a que Nintendo presentará su nueva consola de sobremesa durante el 2016, e incluso hay quien piensa que saldrá a la venta a finales de ese mismo año. No se trataría de ninguna sorpresa, Nintendo Wii U ha supuesto un fracaso, ya casi no recibe juegos y representa un lastre para la recuperación económica de la empresa. Lo que nadie parece tener en mente es que el próximo mes de febrero la Nintendo 3DS cumple los 5 años en el mercado, alcanzando la vida media que se espera para una portátil.

Nintendo 3DS es una consola que ha vendido bien (aunque no como su antecesora), y que ha resultado muy rentable para Nintendo. Es más, ha sido una magnífica máquina, con un catálogo de juegos amplio y de calidad. Aunque los títulos de corte adulto han escaseado (algo normal en Nintendo), a sus compradores no les ha faltado diversión. Pero una empresa lo que necesita es vender y, tras el éxito de la Nintendo 3DS, ha llegado el momento de lanzar una nueva portátil para que obligarnos a renovar los modelos actuales.

Lo curioso es que, según vamos a comprobar, existen poderosas razones técnicas por las que Nintendo 3DS necesita una sucesora, además pronto será un buen momento para lanzarla y, por último, la multinacional nipona cuenta con una buena base para el nuevo dispositivo. Así que analicemos estos temas por partes:

Una consola técnicamente obsoleta

Fotografía de la Nintendo 3DS XL

En su momento ya te presentamos la New Nintendo 3DS, una renovación de la consola original que apareció el año pasado, y que la mejoró en todos los aspectos. ¿Todos? No, la resolución de la pantalla se mantuvo y, aunque el hardware se ha vuelto un poco más potente, la diferencia no es muy acusada, y sólo un juego ha aprovechado hasta el momento sus superiores capacidades.

En cualquier caso, resulta evidente que a nivel visual la Nintendo 3DS se ha quedado muy, muy atrás. Ofrece una resolución percibida de unos ridículos 400 x 240 píxeles, y unos gráficos que no superan los de GameCube, una consola de Nintendo del año 2001. Su hardware no ha permitido lanzar apenas aventuras de mundo abierto, y se encuentra muy por debajo en potencia de rivales como la PS Vita o los smartphones modernos. Sin duda, ha llegado la hora de dar un paso adelante.

¿Una plataforma única?

Ya que la Nintento Wii U necesita una sucesora urgentemente y a la Nintendo 3DS también le llega el momento, no resultaría mala idea concebirlas e incluso lanzarlas a la vez. Y la verdad es que esto no se trata de una conjetura, sino que la idea proviene de Satoru Iwata, el recientemente fallecido presidente de Nintendo. En su momento habló de Nintendo NX como una plataforma única sobre la que desarrollar los juegos, y que se podría ejecutar en distintos dispositivos. Eso solucionaría en parte el problema de la falta de software de las consolas de Nintendo, para las que muchas editoras externas no lanzan títulos. Así que, al menos, lo que desarrollara Nintendo se podría aprovechar para todas sus consolas.

Sede de Nintendo

En los últimos tiempos la empresa se refiere a Nintendo NX como una consola de sobremesa, pero eso tampoco garantiza nada. Supondría un movimiento inteligente lanzar dos máquinas a la vez, o con pocos meses de diferencia, y aprovechar al máximo la interacción entre ellas para intentar propiciar compras dobles por parte de los consumidores.

New Nintendo 3DS, una buena base

Lo curioso es que la New Nintendo 3DS y su versión XL representan una excelente base para la próxima generación. Se trata de la primera consola portátil que dispone de los mismos botones de control que una sobremesa, incluyendo cuatro gallitos y dos sticks analógicos. Su efecto 3D sigue sin ser perfecto, pero mejora muchísimo el que ofrece la máquina original, y puede representar un buen punto de partida por si Nintendo lo quiere mantener en la próxima generación… aumentando de nuevo su calidad de forma apreciable, desde luego.

Además, a Nintendo se le ocurrió la idea de añadir carcasas intercambiables, una interesante fuente de ingresos, y ofrece compatibilidad con las figuras amiibo, unos muñecos de plástico coleccionables que se están revelando de lo más rentables. Así que la siguiente portátil, aunque seguramente ofrecerá una característica estrella innovadora, debería inspirarse en el modelo actual, que ha demostrado lo lejos que puede llegar una idea bien desarrollada.

Juego para smartphones de Nintendo

Yo tengo muy claro que en el 2016 veremos una nueva Nintendo 3DS o, como muy tarde, a comienzos del 2017. Y la idea de lanzar dos máquinas fuertemente relacionadas cobra mucho sentido. Aunque también es verdad que una plataforma única de software podría suponer serios problemas, como que los jugadores no se interesen por dos consolas con el mismo catálogo. En cualquier caso, la firma japonesa se encuentra en una gran posición para renovar su hardware.

A pesar de que en los últimos tiempos la empresa ha mostrado interés por los juegos para móviles y los dispositivos de cuidado de la salud, parece dudoso que esos segmentos le proporcionen ingresos aceptables. Si la multinacional no quiere ver como su negocio decrece de forma abrupta, la única posibilidad consiste en presentar nuevas máquinas durante el 2016. Así que tengo claro que no sólo nos llegará una sucesora de su actual sobremesa, sino que también conoceremos una nueva portátil con unas características técnicas bastante más avanzadas que las de Nintendo 3DS.

¿Qué opinas de este tema? ¿Veremos dos nuevas propuestas de Nintendo el año que viene, o crees que nos deberemos conformar con la sucesora de la Nintendo Wii U?

Archivado en Nintendo, Nintendo 3DS, Videoconsolas, Videojuegos
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (7)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion