China abolirá por completo la política del hijo único

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Superpoblacion china

Fue en el año 1978, hace ya casi 40 años, cuando el reformista Deng Xiaoping impuso una de las medidas más radicales para controlar la población de una nación con el objetivo de acabar con la creciente explosión de demografía en China y las consecuencias que esta tenía sobre su entorno. Firmó que cada pareja en núcleos urbanos podía tener un único hijo, a excepción de las familias campesinas.

Esto lógicamente tuvo sus consecuencias, y entre ellas se encuentra la de que en este país se ha considerado a la niña que nacía como una carga, ya que al crecer, esta entraría a formar parte de la familia de su futuro marido y no supondría ninguna fuente de productividad para su ya ancianos padres, quedándose estos sin la posibilidad de ser mantenidos por su descendiente. Por no hablar de las que eran directamente abortadas o abandonadas en la calle con el fin de evitar su registro en la sociedad.

El hombre, sin embargo, resultaba una bendición por el motivo contrario, ya que sería él quien formase una familia y llevase el dinero a su casa, manteniendo así a su mujer, hijos, y padres. Esto ha sido una dura realidad que ha dado lugar tanto a abortos selectivos como a esterilizaciones forzosas.

En un país que es el más poblado del mundo, albergando nada menos que la quinta parte de la población mundial, el cumplimiento de este “arancel biológico” se aseguraba a nivel provincial mediante multas que se imponían en la renta de la familia y de otros factores. Sin embargo, todavía había muchos ciudadanos que continúan teniendo más de un niño, a pesar de esta política, y asumían sus consecuencias.

Cambios que llegaron, y los que están por llegar

En el año 2013, el gobierno chino aprobó una suavización de la política, política que se calcula que en los más de 30 de vigencia que lleva ha impedido el nacimiento de 400 millones de niños. En esta reforma se permitió a las parejas tener más de un hijo, eso sí, siempre y cuando al menos uno de los padres fuera a su vez hijo único. Ante ésta situación, a mediados de este año, habían registradas solo 1,5 millones de parejas de los 11 millones que cumplían la condición que hubieran solicitado el permiso para tener su segundo hijo –sí, había que pedir permiso primero–, lo que nos deja otra realidad muy clara: en China se ha asumido el no tener más de un hijo. Esto desde luego causó la sorpresa de las autoridades chinas, que esperaban mayor aceptación de esta reforma.

Durante la primera parte del artículo se ha hablado en pasado de cosas que suceden a día de hoy. Y no ha sido por error. Si lo he hecho es porque la agencia oficial Xinhua, tras la reunión del Plenario del Comité Central del Partido Comunista de China, ha anunciado que la política del hijo único será abolida en lo que será el 13º Plan Quinquenal, asentando así las bases de la política económica y social para los años 2016-2020.

Esto sin duda es un paso adelante para la política China, y aunque sí es cierto que de momento no se permiten más de dos a los que antes solo podían tener uno, al menos ya no se les aplicarán impuestos adicionales a las parejas que quieran tenerlo.

Sin embargo, habrá que ver cómo asume realmente éste cambio la sociedad china, ya que como he comentado más arriba, tras permitirles el segundo hijo a parejas que cumplían una determinada condición, no han sido proporcionalmente muchas las que han decidido acogerse a esta posibilidad. Lo que sí es cierto es que, desafortunadamente, a las parejas que quieran tener dos descendientes les sigue conviniendo que uno de ellos sea varón, aunque eso ya es harina de otro costal,ya que responde a otro tipo de circunstancias en las que se ve envueltas la sociedad china en la actualidad, pero sí es cierto que al menos si el primero es una niña, no tendríamos por qué ver abortos o cesiones en adopción de la misma forma que ocurren a día de hoy.

Archivado en China, Hijos, Leyes, Política
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (10)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion