Lenguaje corporal que no te ayuda en una entrevista de trabajo, evítalo

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Lenguaje corporal entrevista de trabajo

Todos sabemos que cuando vamos a una entrevista de trabajo hay ciertas normas que debemos cumplir por lo general, ya sean de cortesía como de vestimenta o de lenguaje verbal pero, ¿qué pasa con el lenguaje no verbal? Nos referimos al lenguaje corporal, por supuesto.

Y es que hay muchas cosas que está comprobado que no son recomendables hacer con nuestro cuerpo en una entrevista de trabajo, ya que solo nos darán puntos negativos a los ojos del entrevistador. Van desde posturas hasta gestos o manías, y son cosas que debéis evitar a toda costa si tenéis una entrevista de este tipo y buscas causar una buena impresión –y quién no–.

La lista la comparten desde Gizmodo, y las encuestas se basan en la opinión de 2500 directores de recursos humanos que mantienen que los primeros cinco minutos son cruciales en una entrevista para forjar la opinión de si el entrevistado es o no apto para el trabajo en función de su lenguaje corporal, así que veamos cuáles son esas cosas que no debemos hacer.

No establecer contacto visual

Contacto visual

Mirar a los ojos de quien te está hablado es una sanísima costumbre en cualquier situación, ya que transmites atención y el proceso comunicativo es más completo. Pero en el caso de una entrevista de trabajo es incluso más crucial, ya que en el caso de no hacerlo transmitimos una sensación de pasotismo o vergüenza. Es el 67% de los entrevistadores encuestados los que lo ven de esta forma.

Tontear con algo que haya en la mesa

Este es muy clásico, y a todos nos ha pasado alguna vez, no necesariamente en una entrevista de trabajo. Estás nervioso, y como respuesta tu cerebro te ordena cualquier gesto compulsivo con el que calmar tus nervios. Intenta evitar esto en una entrevista de trabajo, ya que da la imagen de que no tienes autocontrol. Antes que hacer eso mejor cruzar tus dedos y apoyar las manos encima de la mesa. Un 33% de los encuestados valoran mucho que esto no te pase.

Una postura inadecuada

Postura incorrecta entrevista trabajo

Está muy bien sentirse a gusto allá donde vayamos, pero eso no quiere decir que vayamos a mostrar más confianza ante el entrevistador si ponemos los pies encima de la mesa o si estamos desparramados en la silla. Toma una postura adecuada y educada conforme a la situación en la que te encuentras, aunque solo el 30% de los encuestados lo califique como punto vital en su valoración.

No estarse quieto en la silla

Este es otro síntoma de nerviosismo, pero se refleja de otra forma, y se trata de eso, de no parar de cambiar de postura: cruzar las piernas, descruzarlas, cruzar la otra, acomodarse en el respaldo, inclinarse hacia atrás, hacia delante… Concéntrate en quedarte quieto, toma una postura cómoda y relajada y demuestra que vales. Eso sí, tampoco esto significa que no puedas moverte ni un centímetro. Puedes cambiar de postura, pero no compulsiva y constantemente ya que un 30% de los encuestados lo odia.

Sonríe, es gratis

Entrevista de trabajo sonreir

Esto es una pena. Hay veces que por nerviosismo o por tener la intención de mostrar seriedad estamos con la cara de póker –casi cara de susto– durante toda la entrevista. Sonreír no significa que te estés tomando la entrevista a broma, sonreír es una expresión con la que transmites seguridad en ti mismo y le da al entender al entrevistador que te sientes cómodo, así que no temas en sonreír cuando toque. Cuando toque… no se trata de estar haciendo bromas todo el tiempo. Son el 39% de los entrevistadores encuestados los que piensan que este punto es crucial para emitir su opinión acerca de la persona a la que entrevistan.


Pues ya sabéis cuáles son los errores más comunes y más fáciles de cometer en una entrevista de trabajo, y tenéis la certeza de que a los entrevistadores no les gustan, así que intentad no cruzar los brazos, no tocaros en exceso la cara y el pelo y dar un apretón de manos con la firmeza apropiada. Si queréis más información acerca del tema podéis verlo en la página de Careerbuilder, así que, ¡mucha suerte con vuestras entrevistas!

Archivado en Consejos, Entrevista, Recursos Humanos, Trabajo
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (20)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion