Un tipo de gusano sería la solución para eliminar las bolsas de plástico

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Las bolsas de plástico suponen un grave problema para el medio ambiente, debido a su contenido de polietileno, un material que tarda aproximadamente 100 años en degradarse y considerando el número de bolsas que se utilizan por persona, su eliminación representa un grave y millonario problema. Sin embargo, la comunidad científica ha dado una posible luz en todo este asunto argumentando que la crisis mundial de la contaminación de las bolsas plásticas podría ser resuelta por un Galleria mellonella, un gusano capaz de comer todo el material a “velocidades excepcionalmente altas.”

Los investigadores de la Universidad de Cambridge y del Instituto de Biomedicina y Biotecnología de Cantabria (CSIC) han descrito la capacidad de la minúscula oruga para descomponer incluso los plásticos más duros como “extremadamente emocionante” y afirmaron que el descubrimiento podría ser diseñado en una solución respetuosa del medio ambiente a escala industrial.

Gusanos podrían ser la solucion para degradar bolsas plasticas

Una oruga sería la solución para la degradación del plástico

El papel del Galleria mellonella funcionaría para eliminar alrededor de un billón de bolsas de plástico que se utilizan en todo el mundo cada año, de las cuales un gran número encuentran su lugar en los océanos o son desechadas en vertederos.

Esta oruga que habita en colmenas de abejas o es cosechada como cebo de pesca, demostró que podría comer polietileno — un material que es notoriamente difícil de romper — más de 1400 veces más rápido que otros organismos.

Los científicos creen que la criatura tiene enzimas potentes en su saliva o tripa que atacan los enlaces químicos del plástico, de la misma manera que digieren la cera compleja que se encuentra en las colmenas. Su potencial fue descubierto por accidente cuando la bióloga y apicultora amateur Federica Bertocchini limpió sus colmenas y colocó temporalmente los parásitos en una bolsa de plástico.

El contenido de polietileno de las bolsas plásticas hace que sea dificil de degradar

Recomendado: El Ártico, víctima de toneladas de residuos plásticos

Para confirmar que no era sólo el mecanismo de masticación de las orugas que estaba degradando el plástico, los investigadores “trituraron” algunos de los gusanos y los colocaron en bolsas de polietileno, lo que logró resultados similares.

Según, bióloga de la Universidad de Cambridge Federica Bertocchini:

Es extremadamente, extremadamente emocionante, porque romper el plástico ha resultado ser un desafío. Si una sola enzima es responsable de este proceso químico, su reproducción a gran escala utilizando métodos biotecnológicos debería ser alcanzable.

Bertocchini también explicó, que el escenario más probable era que las plantas de reciclaje existentes pudieran adaptarse para biodegradar cantidades masivas de plástico usando la enzima o enzimas recién descubiertas. Pero agregó que las enzimas podrían ser rociadas directamente en los vertederos o incluso infundidas en las plantas marinas con el fin de degradar el plástico ya en el medio ambiente.

Según cifras de la Fundación Ellen MacArthur, para el año 2050 habrá más plástico en los océanos del mundo en peso que los peces; por lo tanto, cualquier iniciativa para biodegradar el plástico también tiene que tomar en cuenta esfuerzos para prevenir el uso del mismo.

Archivado en Contaminación, Plástico
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (9)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion