Nintendo Wii U: el mando es una gran idea, pero ¿la consola resulta necesaria?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

No cabe duda de que el gran atractivo de la nueva máquina de los creadores de Mario radica en su controlador con una pantalla táctil integrada, que permite nuevas experiencias usándolo junto a nuestro televisor. Pero quizá la idea verdaderamente revolucionaria fuera que el Wii U GamePad pudiera emplearse como un dispositivo independiente, sin necesidad de consola ni compañía de una televisión, y de esta forma definir un nuevo tipo de máquina “semi-portátil” pensada para un disfrute doméstico.

Está claro que la nueva máquina de la compañía de Kioto ha levantado muchas expectativas, y desde luego no es por su potencia gráfica ni porque sus creadores tengan preparado un catálogo muy fuerte para el lanzamiento. Lo que destaca de la Nintendo Wii U es su mando, con un panel táctil incluido, que nos sirve para complementar nuestra televisión y, a veces, incluso suplirla. Se abren nuevas posibilidades jugables al disponer de dos pantallas, pero a mí estas novedades no me parecen demasiado atractivas, y creo que el Wii U GamePad tendría más sentido como un dispositivo autónomo que no empleara hardware externo a él.

Imagen de una Nintendo Wii U junto con su controlador de tipo tablet

De esta forma tendríamos una nueva categoría de gadgets: las consolas “semi-portátiles”, poco adecuadas por su tamaño para sacar fuera de casa, pero perfectas para echar unas partidas en un sofá o tumbado en cama sin necesidad de ocupar la televisión. Con ocho o nueve pulgadas de diagonal la experiencia sería mucho más inmersiva y cercana a una videoconsola tradicional que con una portátil de toda la vida. Además, existiría la posibilidad de incluir un panel en 3D sin gafas, si el coste lo permite, de forma que se trataría de la manera ideal de disfrutar de la moda de lo tridimensional sin necesidad de incómodos accesorios.

Además, no podemos descartar su utilización puntual como tablet convencional, aunque limitado por la obligación de incluir aparatosos botones y palancas en el marco para servir al fin principal de jugar. Pero Sony podría integrar Android (suponiendo que le diera más soporte que al fracasado Sony-Ericsson Xperia Play) y Microsoft una versión ligera de Windows 8. Eso sí, para garantizar que los jugones disfruten de títulos a la altura, se haría necesario un catálogo propio y muy superior en calidad al disponible actualmente en estas plataformas. Lo mejor sería que los juegos se ejecutaran en streaming, algo que OnLive ya demostró que resulta posible, sobre todo cuando la resolución de pantalla se mantiene a 720p.

Imagen de un mando de Wii U usado para controlar una televisión

Pienso que esta idea ya debe estar en la mente de más de una compañía, e iniciativas como el Wikipad demuestran que es factible, pero que, sin el apoyo de una compañía con experiencia en el sector de los videojuegos, se vuelve muy complicado atraer a los aficionados más tradicionales. De hecho, ya han sonado rumores de un Xbox Surface por parte de Microsoft, aunque todavía sin concretarse ningún detalle. En cualquier caso, esperemos que los grandes del ocio electrónico se lo piensen, y pronto disfrutemos de un nuevo concepto de “consola-tablet.

¿Qué opinas tú de este tema? ¿Te parece que representa una posibilidad interesante, o crees que los formatos de los que disponemos actualmente son más que suficientes?

Archivado en Nintendo, Nintendo Wii U, Videojuegos, Wii U Gamepad
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (13)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion