La Policía de Nueva York tiene un departamento para recuperar dispositivos Apple robados

COMPARTIR 0 TWITTEAR

¿Qué hay más atractivo para un ladrón que un objeto pequeño que llevemos siempre con nosotros, poco llamativo y que cueste mucho dinero? Tablets y smartphones son robados todos los días a lo largo y ancho del mundo, y los de la marca de la manzana mordida resultan los más deseados por su popularidad. Hasta tal punto que la fuerzas del orden de la ciudad de Nueva York han creado un equipo especializado que trabaja con Apple para recuperar estos gadgets cuando le son sustraídos a sus legítimos propietarios.

Puede que Android le esté ganando la partida a Apple, pero sus dispositivos siguen siendo muy deseados. En el caso de los usuarios, por la excelente y fluida interfaz, su amplia tienda de aplicaciones y el exquisito diseño. Pero los amigos de lo ajeno también adoran el iPad y el iPhone, debido a lo relativamente sencillo que es hurtar uno, y al buen precio por el que se puede vender de segunda mano. A cualquiera le disgustaría que su teléfono o tablet despareciera, pero los habitantes de la ciudad de Nueva York pueden estar algo más tranquilos, porque la policía local trabaja duro para evitar que esto pase, y remediarlo si llega a suceder lo peor.

Imagen del tablet iPad de Apple

Así pues, el NYPD (Departamento de Policía de Nueva York) tiene un equipo especializado en robos de dispositivos Apple. Según el New York Post, los agentes intentan conseguir el número de IMEI que identifica al aparato, y lo facilitan a Apple para que les indique su posición, además de si está siendo usado asociado a otra línea telefónica o cuenta de usuario. Aparte de devolver el artículo a su legítimo propietario, se está intentando establecer los patrones de actuación de los malhechores, ya que se calcula que el 74% de los iPhone o iPad robados no salen del área metropolitana de la ciudad.

Hubo casos de dispositivos que se acabaron recuperando en lugares tan lejanos como la República Dominicana, para fortuna de su dueño. Por desgracia, si el aparato es vendido tras el robo, el nuevo propietario se llevará una decepción, puesto que la Policía lo devolverá a su comprador original. La verdad es que la iniciativa resulta loable, pero a los entusiastas de otras marcas también les gustaría que la fuerzas del orden se preocupara por la seguridad de sus gadgets. Esperemos que esta idea se extienda a otros aparatos, y también a más ciudades a lo largo del globo.

¿Qué opinas de este tema? ¿Crees que el NYPD es un ejemplo a seguir, o consideras que no se deben emplear tantos recursos públicos para perseguir delitos de importancia escasa?

Archivado en Apple, Nueva York, NYPD
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (16)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion