El coche autónomo, un sueño para los conductores

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Coche eléctrico Renault

Con motivo del lanzamiento de nuestro blog Freno Motor, centrado en el mundo de los coches, en Xombit queremos aprovechar para echar una ojeada a unas máquinas que no se suelen considerar demasiado geeks, si exceptuamos los modelos eléctricos. Conducir se trata de una tarea relativamente sencilla: se necesita gran conocimiento del entorno pero, una vez logrado, las reglas a aplicar resultan bastante simples. Tanto que la pregunta que me planteo es si no resultaría una prioridad importante diseñar coches que se conduzcan solos, para dirigirnos a un contexto en el que la intervención humana quedaría prohibida por peligrosa e ineficiente.

Y es que el factor humano y las imprudencias asociadas provocan muchas muertes todos los años, que se podrían reducir drásticamente. Por otro lado, un coche dirigido por una máquina alcanzaría velocidades medias mucho más elevadas, y podría optimizar lo máximo posible el gasto de combustible. Así se volvería más rápido y económico. Además, si el vehículo se conduce solo, se abren posibilidades de que se transforme en nuestro chófer personal, que nos recoja donde le pidamos y se vaya a aparcar solo. Y el tiempo que ahora dedicamos a conducir seguro que encontraría otros usos interesantes.

Surgen algunos inconvenientes respecto a este futuro tan idílico. El primero, claro, que la tecnología no se encuentra lista, pero ya hay empresas realizando pruebas, y multinacionales como Google también invierten en el tema. Otro problema se tratará de la convivencia con las unidades conducidas por humanos, mucho más impredecibles. Además, hará falta un marco legal favorecedor para el sistema, de forma que los fabricantes no se enfrenten a demandas millonarias por accidentes en los que una máquina dudosamente podría haber sido culpable. Por último, los primeros modelos que se lancen seguro que resultarán caros, y eso puede representar una barrera de entrada, aunque seguro que se salvará.

En definitiva y, aunque a nuestros compañeros de Freno Motor les desagrade que les arrebaten el placer de conducir, opino que no tienen sentido que en el futuro esta tarea siga en manos de los humanos. Considerando las implicaciones que este avance tendría sobre la vida de las personas y la economía, me sorprende que el sector público no apoye de forma decisiva la investigación, para que los productos comerciales lleguen lo antes posible. Desde luego, nos espera un interesante futuro de robots y coches autónomos, del que sacaremos mucho partido.

¿Qué opinas del tema? ¿Aceptarías que un ordenador manejara tu coche, o no le cederías el control a nadie?

Archivado en Coches autónomos, Motor
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (8)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion