Tu elección de la ruta a la hora de conducir puede ser el causante de los atascos

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Atasco de tráfico en China

Sí, como lees. Tú puedes ser, con tu simple elección de ruta, el causante de los embotellamientos. Así, como sugiere un estudio reciente en cuatro ciudades europeas, seguir una ruta habitual que difiere de la ideal puede ser el causante de los atascos.

Llegar de A a B se puede realizar de mil formas. Y aquí es donde entra el papel del conductor que puede escoger entre la ruta más corta, familiar y colapsada u otra ligeramente más larga, menos conocida pero sin embotellamientos.

Los modelos de predicción de tráfico, como leemos en El País, basan sus cálculos en el hecho de creer que los conductores eligen el trayecto ideal que minimiza el recorrido. De esta forma, se llevan a cabo nuevas infraestructuras y se realizan variaciones en las existentes. Pero, ¿los conductores escogemos siempre la ruta óptima?

Conocer este comportamiento humano es de vital importancia a la hora de planificar las infraestructuras y los sistemas GPS, y también para acabar con los molestos embotellamientos. Para ilustrar esta situación, en 2014 se cifró el precio que suponen los atascos en los Estados Unidos en 160.000 millones de dólares.

El estudio que se llevó a cabo para investigar esta situación

trafico-detenido

Marta González, profesora asociada de ingeniería civil y medioambiental en el MIT, y Antonio Lima, estudiante de doctorado de ciencias informáticas en la Universidad de Birmingham, estudiaron los patrones reales de los conductores mediante GPS durante varios meses.

Estos fueron algunos de los resultados que obtuvieron:

  • Los conductores tienen algunas rutas favoritas que no tienen porque coincidir con la ideal (esa que propone Google, por ejemplo, cuando queremos llegar a un determinado punto). Esto se contradice, por tanto, con la base de los modelos de predicción de tráfico.

  • Entre algunos factores que influyen la decisión de una ruta u otra encontramos: se prefieren rutas que fluyan hacia el sur y que sean rectas en su comienzo.

  • Los conductores puede que no sepan escoger la mejor ruta por su “limitación de la información y por su limitada capacidad para procesar una gran cantidad de información”.

  • Las aplicaciones para smartphones pueden suponer una baza muy favorable a la hora de regular el tráfico.

Resulta muy recomendable, si deseas saber más sobre el tema, acudir a su artículo original en The Conversation.

Fuente: Si no sigues la ruta ideal, estás provocando atascos de tráfico (El País)

Te gustará: Soluciones matemáticas para evitar los atascos

Archivado en Ciudades, Coches, Conducción, Contaminación, MIT
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (14)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs de tecnología y videojuegos