¿Comeremos en el futuro hamburguesas de gusano? Las proteínas más sostenibles y ecológicas

COMPARTIR 0 TWITTEAR

¿Cuál crees que será el alimento del futuro? Si estás pensado en complicadas recetas de vanguardia o fórmulas químicas novedosas, quizá te equivoques por completo. Y es que los científicos tienen serias dudas de que el consumo de carne pueda seguir creciendo sin dañar gravemente nuestro planeta, y la alternativa que nos plantean para continuar ingiriendo proteínas es de lo más jugosa y blandita que te puedas imaginar…

Nuestro planeta dispone de una cantidad de recursos limitados, y entre ellos se encuentra el terreno que se puede cultivar para alimentar a los animales de los que obtenemos carne. Además, estos seres generan una considerable cantidad de gases de efecto invernadero, por lo que el resultado está claro: comer una hamburguesa resulta contaminante, y no es sostenible a largo plazo. Los científicos siempre trabajan en buscar soluciones a los problemas del ser humano, y han encontrado una forma alternativa de ingerir proteínas, que nutricionalmente quizá sea irreprochable, pero que chocará frontalmente con las costumbres culinarias de buena parte de las sociedades occidentales.

Imagen de un gusano

Hoy recibimos la noticia de que unos investigadores han comprobado que los gusanos son la mejor opción frente a la carne, concretamente los gusanos de harina (Tenebrio molitor), y los gusanos rey (Zophobas morio). Estas especies permiten ahorrar un 90% de la tierra necesaria frente al ganado o las aves habituales, y generan mucho menos dióxido de carbono. El resultado es que comer proteínas se volvería más sostenible y ecológico, algo imprescindible considerando el imparable aumento de la población y la mayor demanda de carne existente. Los científicos esperan que futuros avances consigan aumentar incluso más la productividad alimenticia de estas criaturas y reducir el impacto ambiental de su cría.

Personalmente, comer un gusano me resultaría repugnante, pero un preparado en el que se use como ingrediente (albóndigas, “filete”, embutido…) puede resultar aceptable si se logra darle un sabor agradable. Soy consciente de que muchos de los alimentos que consumimos actualmente no nos parecerían nada apetecibles si supiéramos cómo se elaboran, así que creo que estaría dispuesto a hacer un esfuerzo por el futuro de nuestro planeta. En cualquier caso, dentro de unos años quizá comer gusanos sea la única alternativa si queremos seguir disfrutando de “carne”, por lo que es bueno estar informados de lo que nos podría deparar el futuro.

¿Qué opinas de este tema? ¿Eres de los que prueba cualquier comida, o te da mucho “repelús” pensar en ingerir un “bicho”?

Imagen | barockschloss

Archivado en Ecología, Gastronomía
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (19)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion