Samsung demandada en Brasil por sus condiciones de trabajo

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Todos sabemos que los gadgets de los que tanto disfrutamos son fabricados en países en vías de desarrollo y que, para lograr obtener precios competitivos, se exprime al máximo a la mano de obra. Y una de las zonas emergentes a las que se está trasladando la producción es Brasil, que cada vez disfruta de una mejor posición económica. Pues bien, parece que las autoridades locales no se encuentran dispuestas a permitir los abusos que se dan en las factorías asiáticas, y están tomando medidas.

Trabajadores chinos

Ya os hemos hablado del enorme drama humano que representa la fabricación de nuestros aparatos electrónicos. Ya que, para que nosotros disfrutemos de estos dispositivos de alta tecnología, muchas personas deben trabajar en condiciones de semi esclavitud para lograr unos precios asequibles. Tristemente famosa resulta Foxconn, un proveedor de marcas tan importantes como Apple, que sufrió incluso una ola de suicidios entre sus empleados. Pues bien, ahora muchas firmas de fabricación de tecnología de consumo se están trasladando a Brasil, una potencia emergente, y parece que las autoridades locales no están dispuestas a mostrarse tan laxas como las asiáticas.

Y es que Samsung se enfrenta a una multa de 82 millones de dólares debido a unas condiciones demasiado duras en sus factorías de Manaos. Al parecer, los trabajadores estaban obligados a cumplir jornadas de hasta 15 horas sin apenas pausas, y a mantenerse de pie hasta 10 horas en la cadena de montaje. El rendimiento esperado también parece abusivo, pretendiendo que se ensamble un televisor en un minuto o un teléfono móvil en 32 segundos. Se ha recogido información de un empleado que ha empaquetado 3.000 teléfonos móviles en un solo día. Sin duda, se tratan de exigencias verdaderamente duras, que pueden acabar con la salud de cualquiera.

Desde luego, desde Xombit apoyamos claramente la posición del gobierno brasileño: aunque los gadgets nos salgan algo más caros, defender a estos trabajadores se trata más de una cuestión de derechos humanos que de condiciones laborales. Desde luego, si los dispositivos low cost tienen que subir de precio por este tema, yo estaré dispuesto a pagarlo con tal de disponer de la seguridad de que no han sido fabricados por personas explotadas. Aunque, por desgracia, da la impresión de que este asunto está empeorando en lugar de mejorar, por lo que debemos volvernos exigentes con las marcas para que se den cuenta de que se trata de un aspecto que los consumidores también valoramos.

¿Qué opinas del tema? ¿Crees que la decisión de Brasil resulta justa, o que se trata de una multa muy elevada?

Imagen | Steve Jurvetson

Archivado en Brasil, Derechos laborales, Samsung, Sociedad
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (18)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Publica tu opinión usando tu cuenta de Facebook.

Otras webs de Difoosion