Las tablets de ocho pulgadas con Windows 8.1, ¿un segmento sin competitividad?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Tras el experimento (al parecer exitoso) que representó la Acer Iconia W3, cuatro son las marcas que van a poner en el mercado tabletas con el último sistema operativo de Microsoft en una pantalla de sólo ocho pulgadas. No se trata de un mal número de participantes, considerando la situación de la plataforma, pero el problema lo encontramos al repasar las características de los modelos. Todos resultan prácticamente idénticos, y la horquilla de precios también ha quedado muy reducida, por lo que debemos lamentar la poca competencia que se va a dar en el segmento.

Dell Venue 8 Pro

La primera tablet de ocho pulgadas con la plataforma de Microsoft fue la Acer Iconia W3, una especie de experimento que parece haber ido bien. Por lo tanto, y tras la llegada de Windows 8.1, surgen cuatro nuevos contendientes en el mercado: la Dell Venue 8 Pro, la Lenovo Miix2, la Toshiba Encore y la Acer Iconia W4. Podríamos pensar que tenemos algunas opciones de elección dentro de un catálogo pequeño, pero que al menos ofrece cuatro alternativas competidoras. Pero, en realidad, nos encontramos con cuatro aparatos prácticamente idénticos en casi todas sus características, y por unos precios que tampoco varían mucho.

Todos los modelos ofrecen pantallas de ocho pulgadas de 1.280 x 800 píxeles y montan procesadores Intel Bay Trail (no hay ninguno basado en ARM). Parten de un almacenamiento de 32 GB y cuentan con 2 GB de memoria RAM. Además disponen de cámaras trasera y delantera, de distinta resolución, pero no muy diferentes. Respecto a las dimensiones físicas, unas son algo más delgadas y compactas que otras, pero no hablamos de variaciones grandes. En cuanto a los precios, los aparatos del Dell y Lenovo costarán 299 dólares, y los de Toshiba y Acer 329 dólares.

No cabe duda de que fue Microsoft la que orquestó este “pacto entre fabricantes”. Seguramente estableció un diseño de referencia al que debían ajustarse, y el resultado lo vemos ahora. La verdad, creo que estos gadgets son atractivos y sus precios no me parecen exagerados, pero no puedo dejar de pensar que habríamos visto mejores máquinas si las marcas hubieran tenido un poco más de libertad para elaborar su hardware y desarrollar experiencias innovadoras, o fabricar dispositivos de gama más alta con unas prestaciones superiores. Parece que eso no ha sido permitido por los chicos de Redmond, y ahora todo el catálogo ofrece las mismas características.

Francamente, me parece que se trata de un error. El ecosistema Windows siempre ha destacado por la competencia entre marcas, y da la impresión de que Microsoft la ha querido eliminar en esta ocasión. De hecho, un modelo de ASUS de 10 pulgadas, que entiendo que se ha creado con menos restricciones, ofrece bastante más que estos dispositivos por una diferencia de coste mínima. Con lo que queda claro que se hubieran podido ajustar más los precios en unas circunstancias distintas. Desde luego, pienso que la decisión no ha resultado buena para los consumidores, y evita que las mejores marcas brillen sobre la mediocres, ralentizando así el avance de la plataforma.

¿Qué opinas del tema? ¿Te molesta como a mí la estrategia seguida con las tablets de ocho pulgadas con Windows, o te parece que fue necesaria para atraer a los fabricantes al segmento?

Archivado en Acer Iconia W4, Dell Venue 8 Pro, Lenovo Miix2, Microsoft, Tablets, Toshiba Encore, Windows 8.1
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (16)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs