Popcorn Time, un enemigo inalcanzable para la industria audiovisual

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Palomitas de maíz

La verdad es que no soy muy dado a acceder a los contenidos por sistemas “dudosos” al estilo de BitTorrent o las páginas de enlaces, pero como blogger es mi deber conocer un poco lo que está de moda en Internet. Ya he comentado que resulta perfectamente posible vivir sin piratería, pero tenía curiosidad por saber en qué consistía Popcorn Time, que lleva unos meses en boca de todos. Tras probar la aplicación mis sentimientos son encontrados: me parece magnífico lo que ha hecho la comunidad de usuarios, pero muy peligroso para la industria de los contenidos.

Creo que la piratería ha hecho mucho bien al sector audiovisual, introduciendo competencia e innovación en un mercado con precios absurdos y abusivos. Los proveedores legales han tenido que adaptarse, y ofrecer precios más ajustados y mejores prestaciones para competir. Algo de lo que representa claro un ejemplo Netflix, a pesar de que no ha llegado a España. Pero debemos conocer un poco mejor el funcionamiento de Popcorn Time para descubrir en qué medida puede dañar a los creadores de series y películas.

¿Qué es Popcorn Time?

Popcorn Time se trata de una aplicación disponible para Windows, OS X, Linux y Android. Lo primero que destaca al abrirla es una interfaz muy cuidada, que muestra una amplia selección de películas y series. Podemos usar el buscador para encontrar lo que queremos, o elegir entre una amplia selección de estrenos. No todo está disponible en Popcorn Time, sólo se suben contenidos con buena calidad de audio y vídeo, normalmente en HD. Eso sí, lo que encontamos está cuidadosamente escogido, ofrece una cierta calidad y no se repite. Una verdadera experiencia de lujo.

Captura de Popcorn Time

Una vez escogemos lo que nos apetece ver, en unos segundos empieza la reproducción. El sistema se basa en torrents (lo que hace más difícil que las autoridades lo echen abajo), pero no tenemos que esperar a que se baje toda la película o capítulo para verlo. A pesar de que mi conexión a Internet es bastante lenta, he visto un par de películas (en el móvil y en el ordenador) con buena calidad y sin cortes.

El único problema se trata de que el audio está en inglés, y debemos recurrir a los subtítulos para comprender los diálogos. Esto puede representar un inconveniente en España, pero el nuestro es un país muy pequeño que poco tiene que decir a nivel global. En muchos otros lugares las versiones originales subtituladas se encuentran perfectamente aceptadas, así que esto no supone un problema grave para Popcorn Time.

¿Qué puede ofrecer la industria para competir?

Esto es lo que me preocupa de Popcorn Time: no creo que los creadores de contenidos puedan ofrecer nada para competir contra él. Tiene una interfaz excelente, una catálogo amplio que cuenta con una buena calidad de audio y vídeo, funciona rápido y bien… ¿Qué más se le puede pedir a un servicio de vídeo en streaming?

Así que, a la vista de muchos usuarios, no habrá ningún motivo para usar Netflix, YOMVI o Wuaki.tv si pueden disfrutar de una experiencia igual de buena a coste cero. Claro que el coste existe: en un caso estamos colaborando con la industria de los contenidos para que el cine y las series puedan seguir produciéndose, y en el otro, sencillamente, estamos robando. Un supermercado puede sobrevivir con cierta cantidad de robos, forman parte de su negocio. Pero, si el 90% de sus clientes no pasa por caja, ¿no estará destinado a cerrar?

Mascota de Popcorn Time

Un futuro complicado

Así que el futuro para Netflix y sus rivales me parece complicado. No creo que puedan competir contra el “gratis total” fácilmente. Sí, educar a los usuarios representa una opción, pero es algo que puede tardar mucho tiempo en ofrecer resultados. Las actuaciones judiciales contra estos servicios se perfilan como otra posibilidad, pero son muy impopulares, y se han revelado menos efectivas de lo que se esperaba. Así que no parece que exista una solución fácil y rápida.

O tal vez la industria sí cuente con alternativas, si es razonable y sabe reconocer una derrota. Quizá no quede otro remedio que asumir que el vídeo bajo demanda en el hogar y los discos físicos son formatos con los que ya no se puede hacer negocio. Las películas deberán rentabilizarse con lo que recaudan en los cines, que tampoco es que sea poco. A nadie le gusta renunciar a una parte de sus ingresos, pero ya hemos visto que la industria de la música lo ha tenido que hacer. Ahora disfrutamos de música ilimitada sin coste en Spotify, y las discográficas tienen que lograr beneficios de otras formas y resignarse a ver como su negocio se vuelve cada día más pequeño.

El tema de las series lo encuentro más complicado. En principio, se financian con la publicidad de los canales que las emiten, o bien con las cuotas de los usuarios, en caso de tratarse de canales de pago. Considerando que los presupuestos de las grandes producciones no hacen más que aumentar, la piratería les puede hacer mucho daño. Desde luego, en un momento en que las series cada vez son más creativas, variadas y espectaculares, se trataría de un problema grave.

Palomitas de maíz

Conclusión

Está claro que Popcorn Time se trata de un rival muy duro. A mí me ha sorprendido lo lejos que han llegado estas alternativas “no oficiales”. La verdad, no tengo muy claro cómo pueden competir Netflix y similares. Aunque considero que la industria de contenidos merecía un escarmiento por tantos años aprovechándose de los consumidores, temo que esto sea demasiado. Me da miedo que este programa haga tanto daño a cine (y, sobre todo, a las series) que la única solución sea reducir el presupuesto y número de las producciones realizadas.

Así que esta es mi opinión de Popcorn Time: un programa al mismo tiempo seductor y terrible, que puede poner en jaque a toda la industria del entretenimiento audiovisual.

¿Qué opinas de este tema? ¿Crees que Popcorn Time es una gran aplicación que lucha contra los abusos de la industria del copyright, o el sistema más sofisticado disponible para aprovecharse del trabajo de los creadores?

Archivado en Piratería, Popcorn Time, Torrents
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (20)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

  • Orlando Rodríguez dice:

    Wow Popcorn Time. La mejor yo la baje y no tiene liga, alguien tenia que darle un escarmiento, a todas esas aplicaciones que lo que asen es abusar del bolcillo de los más vulnerable el pueblo.

  • Diego dice:

    Sinceramente creo que la industria audiovisual merece este tipo de castigos por los abusos que han cometido y todavía cometen con los espectadores pues ha quedado probado que cuando se ofrecen alternativas razonables a la piratería como pueden ser Netflix y derivados, o cuando se llevan a cabo promociones como “la fiesta del cine” se demuestra que a la gente no le molesta pagar cuando a cambio se le da un producto de calidad. Yo soy partidario de ir al cine y de apoyar a la industria, eso si, sin que me cobren 10 o 12 euros por una entrada cuando me demuestran que tienen mayores beneficios cobrándolas a 3 euros…. Creo que la manera de competir que tiene la industria es ganar menos con cada entrada, disco, capitulo de serie… pero conseguir mas publico, lo que aplicando números dejaría ver que ganarían más en global.

  • […] se mueve muy rápido, bastante más que las leyes que intentan frenarla. Ya hemos visto que Popcorn Time ha puesto el listón muy alto en lo que a distribución de series y películas se refie…, pero hay un aspecto en el que falla: no está pensado para emitir eventos en directo. Y […]

Publica tu opinión usando tu cuenta de Facebook.

Otras webs de Difoosion