La OMS quiere un impuesto del 20% sobre las bebidas azucaradas

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Recientemente informábamos sobre las tretas que Coca-Cola y Pepsi había empleado para sobornar a organizaciones y universidades para que suavizaran sus críticas sobre los efectos nocivos del azúcar. Pues bien, ahora la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha llamado a los países a instaurar un impuesto sobre las bebidas azucaradas para luchar contra la obesidad y la diabetes.

La OMS quiere un impuesto del 20% sobre las bebidas azucaradas

El impuesto propuesto por esta organización mundial es del 20%, con el que cree que se reducirá el mismo porcentaje la venta de estas bebidas.

Como recordábamos en ese artículo, una única lata de Coca-Cola aportaba al organismo el 140% de la cantidad diaria recomendada de azúcar. Una cantidad desorbitada que afecta directamente a nuestra salud.

Francesco Branca, director de Nutrición, Salud y Desarrollo de la OMS, recomienda mantener el consumo de los azúcares libres por debajo del 10% del total del consumo diario energético. Este tipo de azúcares, como la glucosa o la fructosa, se añaden artificialmente a las bebidas o comidas y están relacionadas con el aumento de la obesidad y la diabetes.

Así, con el aumento de los impuestos en este tipo de productos, como podemos leer en El País, se podrían salvar vidas por dos motivos:

  • Con el aumento de los impuestos se reduce el consumo, en aproximadamente un 20%.

  • Al recaudar más impuestos se puede afrontar mejor los gastos sanitarios para combatir las enfermedades cardiovasculares derivadas de la obesidad y la diabetes.

Hablemos de porcentajes. Un tercio (el 33%) de los adultos a nivel global tiene sobrepeso. Sin embargo, la situación es especialmente preocupante en los niños. En un quindenio, el número de niños de menos de cinco años con sobrepeso u obesidad se ha incrementado en 11 millones, alcanzando los 41 millones. Una auténtica epidemia del siglo XXI.

La OMS quiere un impuesto del 20% sobre las bebidas azucaradas

México, por ejemplo, ya introdujo un impuesto de este tipo, notando rápidamente una reducción del consumo de las bebidas azucaradas. Hungría tiene un impuesto no solo a las bebidas, sino a los productos con alto nivel de azúcar, sal o cafeína.

La alimentación, a diferencia de las investigaciones sobornadas de Coca-Cola, sí tiene una relevancia fundamental en nuestra salud. Hemos de tener cuidado con lo que comemos y , sobre todo, las cantidades que ingerimos.

Archivado en Azúcar, Bebidas, Coca-Cola, OMS
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (8)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion