Windows 9, ¿debe Microsoft hacer versión táctil y para dispositivos tradicionales?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Un ordenador usando Windows 8.1

El revolucionario Windows 8 fue la respuesta de Microsoft a la gran popularidad de las tablets Android y el iPad. Pero el nuevo sistema operativo llegó tanto a dispositivos táctiles como a ordenadores convencionales. Esto provocó bastante polémica, puesto que la interfaz se encontraba muy orientada a un uso con los dedos, dejando un poco de lado el teclado y el ratón y, además, presentaba cambios muy profundos que hicieron que muchos usuarios se sintieran confusos al tener que adaptarse a un nuevo sistema tras tantos años empleando versiones de Windows basadas en los mismos conceptos básicos.

Aunque Microsoft ha realizado mejoras en todos los aspectos del software desde entonces, muchas de ellas han estado orientadas a satisfacer a los consumidores reacios al cambio. En Windows 8.1 se volvió a incorporar una versión del botón Inicio, y se permitió que el sistema inicie directamente al escritorio clásico. En el inminente Windows 8.1 Update 1 se facilitará el apagado del equipo y se traerán las nuevas aplicaciones Modern UI al escritorio. Incluso se ha llegado a rumorear que se podría implementar por defecto la interfaz tradicional al encender un PC, saltando la nueva pantalla de Inicio. Sin duda, cambios de un calado considerable.

Pues bien, los rumores apuntan a que veremos Windows 9 en abril del 2015, y que dispondrá de dos versiones, una orientada a dispositivos táctiles y otra a aparatos tradicionales. Yo, a estas alturas, ya opino que no tiene sentido volver al pasado, aunque en su momento me pareció que Windows 8 debió haber salido sólo en gadgets táctiles y no impuesto en los demás, que irían mejor con Windows 7. Así que la idea de estas dos versiones no me parece muy coherente, pero todo depende de cómo se implemente. Si hablamos de variaciones en pequeños detalles, que no fragmenten la plataforma en dos, la idea puede funcionar.

Tal vez la versión clásica deba centrarse más en el escritorio, y la táctil esconderlo. Pero las aplicaciones Modern UI han de ser accesibles para todos. Eso sí, la barra de multitarea de la esquina superior izquierda tiene poco sentido si usamos un ratón. Los charms me parecen una novedad genial, pero quizá haya que buscar una forma de volverlos más cómodos para los usuarios. Mi conclusión: no debería haber una versión distinta de Windows 9 para diferentes aparatos pero, si se realiza, debe estar basada en pequeñas variaciones de las mismas ideas, bajo riesgo de fragmentar la plataforma, algo que Microsoft teme enormemente.

¿Qué opinas del tema? ¿Crees en dos ediciones distintas del sistema operativo, o en una sola que se adecue a todas las necesidades?

Archivado en Microsoft, Threshold, Windows, Windows 9
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (8)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs